! Las dificultades no son un problema!

 

A lo largo de nuestra existencia, nos llegan incógnitas por resolver, y en numerosas ocasiones, es difícil hallar las respuestas. Eso no significa, que no se tenga la capacidad de encontrar aquellas soluciones acorde a nuestras perspectivas. 

Aunque, en reiteradas ocasiones nos falta información sobre el asunto que necesitamos aclarar. Hoy por hoy se dispone de herramientas de búsqueda (por ejemplo: google), que nos aportan contenidos diversos sobre un mismo tema. La cuestión es que de forma rápida hallamos lo que necesitamos. Sin embargo, qué hacer con dicha indagación ¿Resulta aclaratoria, o se requiere más búsqueda?

Bien, desde mi profesionalidad como investigadora, las bibliotecas es un referente de curiosidad, motivación y sabiduría para el entendimiento de nuevas formas de comprensión de los conocimientos. De vez en cuando me pierdo en algunas de ellas, puesto que siempre hay algo que te sorprende, por la gran variedad de saberes que nos proporciona.

 

¿Entonces? Recomendable las bliotecas…

Cuando paso consulta infantil, suelo recomendar a los papas que acompañen a sus hijos/as a la biblioteca (por ejemplo; una vez/semana). Esto hace que los infantes puedan elegir su propia lectura, aquella que le llamen la atención, les genere curiosidad y puedan compartir posteriormente con la familia. Puedo decir, que es muy eficaz. Sobre todo en aquellos niños que son TDHA (Déficit de Atención e Hiperactividad). Algunas personas pensaran que es imposible. Decir que, cuando un niño/a hace aquello que le encanta se entretiene, aprende a manejar su actitud, comportamiento, le genera estabilidad en cuanto a su energía y le genera bienestar, a sí mismo y al que le rodea. Además, de ayudarle aumentar su autoestima, proporcionarle una gran autoconfianza y prepararles para una mayor proyección personal en la vida adulta.

 

Ama y Vive